Factura electrónica

Modelo de operación

DIAN

Modelo de operación detrás de la expedición

El modelo de facturación con validación previa es adoptado en el país a través de la ley de financiamiento y sus Decreto y resoluciones reglamentarias. Su objetivo principal es la masificación en el uso de la factura electrónica en Colombia. Para ello, facilita la interoperabilidad entre quienes facturan de forma electrónica y quienes adquieren bienes que son facturados por ese medio. Este modelo incluye los siguientes elementos:


Un formato único de archivo XML para la generación de la factura electrónica, basado en el estándar UBL V2.1. Este formato es de uso obligatorio entre quienes usen o implementen soluciones para facturar electrónicamente.

Operaciones

Las validaciones, aceptaciones y cambios de la factura electrónica se realizarán mediante documentos adicionales llamados “Application response” en formato XML que deberán ser firmados por el sujeto que notifica la validación o el cambio. Los applications response deberán tener siempre el código único de factura electrónica CUFE relativo a la factura que se esté notificando.

Formatos estándar

Otros formatos estándar relacionados con el proceso de facturación fueron incorporados a las notas débito y crédito a través de las cuales se realizan ajustes a las facturas electrónicas emitidas, así como los archivo XML de validación de la DIAN y de acuse de recibo del adquiriente contenidos en el contenedor de documentos electrónicos. Estos documentos también acogen un formato de archivo estándar en XML y UBL V 2.1, e igualmente son obligatorios.

La inclusión de la firma digital como el elemento que permite garantizar la integridad, autenticidad y no repudio de la factura electrónica.

Firma digital

Factura electrónica

Será posible leer adecuadamente el formato estándar de la factura electrónica a y través de una representación gráfica que podrá ser accedida mediante el uso de un sencillo código QR.

La DIAN dispondrá además de un completo grupo de servicios electrónicos para efectuar pruebas de habilitación, recepción de ejemplares de factura electrónica y autorización de proveedores tecnológicos, así como también de un catálogo con la información de los participantes que se han acogido a esta transformación. Este modelo permite que quienes deseen, pueden voluntariamente postularse para facturar electrónicamente y además, le otorga facultades a la DIAN para seleccionar a contribuyentes y/o sectores para que facturen por este medio.

Esta modalidad de operación representa para las empresas una disminución en el costo de la facturación con respecto de los anteriores sistemas en papel y por computador.